El boom del e-learning ya ha comenzado y cada día esta en boca de mas personas este término. Incitados muchas veces por promesas en el ahorro de recursos, se comienza por una rápida ojeada a lo que ofrece el mercado con relación a los sistemas y plataformas que permitan implementar esta modalidad, pronto se llega a lecturas que motivan el adquirir plataformas que cumplan estándares e-learning y casi presagian el fracaso sino optan por este camino.El e-learning, modalidad soportada principalmente por las tecnologías de Internet, no puede quedar ajeno al cumplimiento de ciertas normas o pautas que tratan sobre la estandarización del ambiente Internet o más específicamente sobre el ambiente web. El tener que cumplir estándares e-learning no debiera dar pie a pasar por alto los estándares del ambiente en que esta modalidad opera, y que son básicos para cumplir el objetivo principal que es entregar un ambiente cómodo, accesible, usable y flexible al estudiante para que pueda aprender sobre los contenidos.

No olvidemos que lo principal es que el alumno aprenda mediante la tecnología de Internet y no necesariamente aprenda la tecnología Internet.

Para que una plataforma pueda cumplir algún estándar e-learning, debe invertir un alto costo de tiempo y recursos en investigar y desarrollar.

Se debe determinar por cual estándar se optará y aunque suene casi gracioso la estandarización e-learning posee varios estándares y cada uno de ellos posee también versiones. Una vez resuelto el primer punto, determinar que tecnologías o lenguajes están o estarán involucrados en el desarrollo. Contar con los profesionales que manejen los lenguajes o tecnologías involucradas. Poder certificarse como una plataforma que cumple determinado estándar e-learning.

Generar una plataforma que cumpla estándares e-learning no es tarea fácil, lo que lleva a tener que generar un gran esfuerzo en adaptarse a estos estándares y posiblemente causa que lleva a descuidar temas tan importantes como la usabilidad y accesibilidad de una plataforma.

El que una plataforma no soporte cierto estándar o una versión de este estándar, significa ya una desventaja con respecto a sus competidores, lo que se traduce en una baja en las ventas o una caída en las “descargas” en el caso de las plataformas gratuitas. Este punto puede ser sin duda, la explicación al por que las plataformas e-learning pareciera que están mas preocupadas de cumplir un estándar que generar un sistema accesible y usable. Hay que recordar que lo principal es llegar a un sistema que brinde un ambiente en que el alumno se pueda desenvolver fácilmente, la idea es que la plataforma sea un entorno que pase desapercibido para el alumno y que no lo distraiga, ni le plantee nuevos desafíos, sino que más bien los nuevos desafíos estén dados por los contenidos que brinda el profesor.

Diferencias de Comunicación

Muchos de los temores que se tiene frente a la utilización de la modalidad e-learning, es la de perder la interactividad con los alumnos, cuando en realidad en la mayor parte una clase presencial, el profesor habla y los alumnos escuchan, y por el contrario en una clases a distancia, puede aflorar la interactividad de alumnos que usualmente tienen un desempeño mas bien pasivo. También se teme el no lograr transmitir con efectividad los conocimientos, pues claro Internet es un medio de comunicación que hace uso de las tecnologías como una forma de lenguaje para transmitir conocimientos o experiencias, y el no dominar estas tecnologías, es casi como que el educador no domine el lenguaje, lo que provocaría que se exprese en forma limitada.

Existen puntos tan importante como la comunicación o interacción entre los participantes, que aún no están aterrizados.

Algunas plataformas dan solución a la comunicación sincrónica utilizando chats basados en applet java y en otras se implementa como webchat. Quizás suene un poco técnico, pero en definitiva el usuario es obligado a enfrentarse a estas tecnologías y términos, siendo que debiera ser algo transparente para él, o a lo menos, hacer uso de tecnologías más masivas o más fáciles de implementar y que no exijan conocimientos específicos ni la instalación de complejas o voluminosas tecnologías que permitan el funcionamiento del recurso.

También algunas poseen comunicación ásincronica basada en un sistema de mensajería interna, es decir un sistema que básicamente consiste en enviar y leer los mensajes única y exclusivamente desde dentro de la plataforma, y otras hacen uso de las cuentas de correo particulares de los participantes.

La comunicación cara a cara, puede alcanzarse mediante el uso de videoconferencia, y es aquí también donde cada plataforma resuelve de forma particular esta forma de implementación. Para la mayoría de las plataformas este es un punto que en la práctica no se implementa por los costos que involucra, pero que los medios de comunicación de alguna manera han vendido, pues cuando a una persona se le pregunta por educación a distancia lo primero que se le viene a la cabeza es ver al profesor en la pantalla del computador.

Una forma en que resuelven este tema es simplemente adjuntar a la plataforma archivos en formatos de vídeo para que los alumnos los descarguen a su computador y luego los puedan visualizar, pero claro en este caso no habría interactividad directa.

Restricciones más que facilidades

Para acceder a un contenido web no debiera haber exigencias de tal o cual navegador, o tal o cual sistema operativo. Hacer esta exigencia es como exigir a un alumno la lista de materiales en base a ciertas marcas específicas de los materiales.

En los últimos años se ha incrementado cada vez mas el uso de diferentes navegadores, ya sea por sus ventajas de usabilidad, flexibilidad, comodidad y/o seguridad, y contra eso no se puede ir, es un tema que hay que considerar, pues al no considerarlo, tampoco se estaría considerando a los alumnos.

El sistema operativo también en punto que hay que considerar. Sistemas operativos como Linux cada vez mas arremeten con sus excelentes desarrollos en le tema de herramientas de escritorio y claro no olvidar su accesibilidad desde el punto de vista económico. No es de extrañarse que algunos años más muchas más empresas que requieren capacitación cuenten con este tipo de soluciones de Licencia General Pública implementadas a nivel del personal de administración, y entonces quizás ya sea tarde para adaptar la plataforma e-learning.

Mucha flexibilidad, poca accesibilidad

Varias de las herramientas que cumplen ciertos estándares, delegan casi totalmente la confección del contenido de estudio, al tutor, lo cual en muchos casos es totalmente negativo para el alumno, pues muchos profesores no tiene o no consideran conceptos de usabilidad y de accesibilidad, y terminan generando contenidos con restricciones de visualización o accesibilidad.
El que se utilicen herramientas externas para generar los contenidos que posteriormente se insertarán en la plataforma, también lleva a que, en muchos casos se pierde la uniformidad de los contenidos, ya cada uno hace uso del tipo de letra ( fuente ) o colores de agrado personal.

Las herramientas e-learning, mas que dar flexibilidad debieran encaminar a los tutores a generar contenidos sin adornos y más limpios, en que incluso los alumnos, a través de la misma plataforma o su navegador puedan decir como se quieren ver los contenidos.

En la actualidad algunos navegadores permiten generar hojas de estilo personales que se pueden aplicar a los contenidos que está visualizando, lo que podría hacer que alumnos con dificultades visuales apliquen sus plantillas y puedan mejorar su accesibilidad a los contenidos.

Ambientes Computacionales, mas que Ambientes de Aprendizaje

El uso de términos informáticos es común en plataformas e-learning. Claro las plataformas están hechas por informáticos, apoyados generalmente por personas que sin trabajar directamente en la programación de las herramientas, también suelen manejar los términos informáticos y no cuestionan el uso de terminologías utilizadas por considerarlas apropiadas. ¿ Pero, apropiadas para quién y para qué ?.

Muchos términos informáticos desorientan, especialmente a aquellos alumnos que están mas interesados en aprender los contenidos que de aprender de computación. Términos como “login”, “Usuarios en línea”, “Últimos Postéos”, son fácilmente identificados por avezados navegantes, pero para un gran número de usuarios no especializados, podrían significar cualquier cosa. Hay casos también en que dentro de la misma plataforma podemos encontrar diferentes palabras, para dar a entender una misma cosa. Ej.: contraseña, clave , password o usuario, login, nick.

En muchas plataformas gratuitas, varias de las traducciones de las interfaces no están apropiadamente traducidas para el ámbito educacional.

En muchos casos también se cuenta con calendarios, pero muchos de ellos tienen el día domingo como día de inicio de semana, y se hace referencia a las fechas con formatos como mm-dd-aaaa (mes – día – año ), lo cual en algunos paises puede llevar a algunas confusiones.

Desintegración

Uno de los inconvenientes con la las plataformas gratuitas es la cierta independencia de los recursos propios del sistema, pues como se desarrollan en forma modular, es decir, desarrolladores específicos desarrollan partes diferentes de la plataforma, muchas veces no se logra alcanzar una buena integración, ni siquiera a nivel de navegación dentro de la misma plataforma, lo que genera una sensación de estar trabajando en ambientes múltiples con consecuencias de desorientación para el alumno.

Algunas veces se desaprovecha la posibilidad de integrar las potentes herramientas con que cuenta una plataforma de manera de dar mayor potencialidad a lo que provee el profesor. Por ejemplo palabras de los glosarios podrían ser linkeadas desde los textos de los contenidos, y no dejarlos tan solo como un contenido más.